La Cancillería del Estado boliviano emitió un comunicado este miércoles donde expresó su preocupación y rechazo ante los comunicados emitidos por el Ministerio de Asuntos Exteriores del Reino Unido y del portavoz del Alto Representante de la Unión Europea sobre la situación de Jeanine Añez, condenada a 10 años de cárcel por el caso Golpe II.

El pasado 19 de junio la Unión Europea y el martes, el Reino Unido, expresaron su preocupación por situación de la expresidenta Añez y añadieron sus observaciones sobre el proceso en contra de la exmandataria.

“No condicen con una relación de respeto mutuo, expresan una posición colonial inaceptable, tergiversan y desnaturalizan el comunicado de la Misión Técnica en Bolivia de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas sobre Derechos Humanos (OACNUDH) y las expresiones del Relator Especial sobre la Independencia de Magistrados y Abogados, Diego García-Sayán, en que dicen fundarse”, detalla el comunicado.



El Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia sostiene que el comunicado de la Misión Técnica en Bolivia de la Oacnudh se realizó dentro de un protocolo que viabiliza la observación y que el mismo se elaboró en resguardo de que su accionar y comunicaciones no incurran en injerencia indebida en las autoridades de justicia.

“El Ministerio de Relaciones Exteriores del Estado Plurinacional de Bolivia reafirma su compromiso y mayor predisposición para continuar fortaleciendo la dinámica de la agenda bilateral y de cooperación con todos los países de la comunidad internacional, siempre en base al respeto mutuo”, manifiesta el comunicado. 

Comentarios