La expresidenta Jeanine Añez cumple este viernes cinco meses en la cárcel y asegura que ha empezado a agotar todas sus fuerzas tanto físicas como psicológicas. Esta semana un diagnóstico médico confirmó que su salud está en decaimiento: sufre de hipertensión y síndrome ansioso depresivo por lo que se le tuvo que aumentar la medicación.

“Como ser humano he agotado mis límites del esfuerzo, que el sufrimiento no es solo físico y psicológico, que va más allá de todo lo experimentado en mi vida, pues veo ya con cansancio y desesperación las lágrimas impotentes de mis hijos”, señaló Añez en una publicación que fue realizada a través de la cuenta en Twitter en la que su entorno comparte su situación.

La expresidenta fue arrestada el pasado 13 de marzo, acusada de sedición, terrorismo y conspiración en el marco de la investigación de la crisis política de 2019 que derivó en la renuncia de Evo Morales y la posterior llegada de Añez al poder.

PUEDES LEER: Jeanine Añez fue diagnosticada con hipertensión arterial y síndrome ansioso depresivo


Si bien el plazo original de su detención preventiva era de seis meses, la semana pasada se anunció su extensión por seis meses más, según las autoridades, para dar el tiempo necesario a la investigación.

“Hoy se cumplen 5 meses desde que la expresidenta constitucional de Bolivia Jeanine Añez fue encarcelada, en 5 meses toda la estructura del Gobierno actual, no han podido mostrar ni una sola prueba de todo lo que se le acusa”, señala su defensa en una publicación en Twitter en la que además se promueve los tags: #LiberenaJeanine #CasaPorCárcel #Justicia.

Añez ha llegado a pedir incluso que se le dé casa por cárcel mientras se lleve adelante la investigación, pero la justicia ha rechazado cada una de sus peticiones incluso la de que sea internada en un hospital.



Comentarios