El Pacto de Unidad se reunió este miércoles para evaluar el primer año de gestión de la Presidencia de Luis Arce. Las organizaciones afines al MAS firmaron un documento de diez puntos que definen las acciones que el oficialismo debe seguir en adelante.

El Pacto de Unidad es la alianza de organizaciones sociales que respalda al Gobierno. Está conformada por la Confederación Sindical Única de Trabajadores de Bolivia (CSUTCB), la Confederación Nacional de Mujeres Campesinas Indígenas Originarias de Bolivia “Bartolina Sisa” (CNMCIOB-BS), la Confederación Sindical de Comunidades Interculturales de Bolivia (CSCIB), el Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qullasuyu (Conamaq) y la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (CIDOB).

En el documento definieron: ratificar la unidad de las organizaciones sociales, respaldar al presidente Luis Arce, exigir celeridad en la justicia en los casos Senkata y Sacaba.

TE PUEDE INTERESAR: COB dice que se debe evaluar “Ministerio por Ministerio” y “purgar pititas”

Además exigen “avanzar en la construcción de una ley de comunicación” por considerar que existen medios de comunicación que son opositores al Gobierno. Estableciendo además una nueva forma de distribución “equitativa” de la pauta estatal de publicidad.

El Pacto de Unidad también se refirió a las divisiones internas dentro del MAS rechazando la creación de bloques paralelos “ya que constituyen en amenazas y debilidades” para su instrumento político.

Como sexto punto definieron coordinar con el presidente Luis Arce la evaluación de ministros, viceministros, directores nacionales, y autoridades de las empresas públicas estratégicas. Además se decidió la erradicación del “pitismo” de las instituciones públicas, es decir aquellas personas consideradas opositoras al Gobierno, conocidas como “pititas”, que creen siguen trabajando en el Estado.

El Pacto de Unidad anunció que “organizará una Cumbre de Tierra y Territorio para abordar los asuntos inherentes a la tierra”.

Finalmente definieron que la Asamblea Legislativa rinda cuentas sobre las leyes que aprobaron y se decidió “conformar una Comisión Especial del Pacto de Unidad para el control de traidores, infiltrados y Pititas en el aparato público”.



Comentarios