Pese al anuncio de movilizaciones contra la ley 1386, considerada como la “madre” de las leyes contra la legitimación de ganancias ilícitas el Movimiento Al  Socialismo (MAS) se mantiene firme con esta norma. Convocan al diálogo a los sectores pero por palabras de un senador esta ley no debe ser abrogada.

“Esa ley no debe ser anulada, porque no persigue a bolivianos, sino a blanqueadores de ganancias ilícitas”, señaló el senador William Torrez.

También te puede interesar: Choferes ratifican plazo de 72 horas para derogar la ley 1386 o se sumarán a medidas de gremiales

El legislador asegura que la cuestionada ley no persigue a los gremiales o transportistas, sino que lo que busca es evitar que Bolivia se convierta en un paraíso fiscal donde operen bancos “offshore” o ingrese dinero ilegal a la economía nacional.

“Es una ley que no va a permitir que Bolivia se convierta en paraíso fiscal, donde operen bancos offshore, donde los traficantes de droga, de seres humanos, de armas, contrabandistas, puedan blanquear su dinero mal habido”, dijo Tórrez.

Esta mañana la ministra de la Presidencia, María Nela Prada señaló que existe una política contra la legitimación de ganancias ilícitas que está vigente desde los años ’90 e hizo un llamado al diálogo.

Al ser consultada Prada si el Gobierno atenderá la demanda de los sectores movilizados que piden abrogar la ley 1386, se limitó a responder: “Lo hemos señalado de manera clara y contundente, en mesas de diálogo, nuestro ministro de Economía ha señalado que convoca al diálogo”, señaló Prada.


Comentarios