La noche de este sábado el presidente del Estado, Luis Arce, anunció la abrogación de la ley 1386 de Estrategia de Ganancias Ilícitas y adelantó que espera que con ello se suspendan los bloqueos y las medidas de presión que llevaban adelante los sectores que se manifestaron en contra de esta norma.

En el momento de brindar su declaración, Arce lo hizo acompañado de dirigentes del Pacto de Unidad y de la COB quienes adelantaron que realizarán acciones, a partir del lunes, en caso de que no haya una desmovilización.

"No son las leyes, el objetivo es desestabilizar a nuestro Gobierno", dijo Juan Carlos Huarachi, dirigente de la Central Obrera Boliviana.


Huarachi señaló además que "estamos listos para salir a las calles, pero no para confrontar, jamás hemos convocado para ir a maltratar".

"No había sido la ley 1386, es un pretexto y un instrumento para desestabilizar nuestro Gobierno. No estamos defendiendo a una persona", dijo Huarachi.


Comentarios