A diferencia de lo que sucedió con otras variantes el ingreso de ómicron fue con fuerza y se espera que dentro de unas semanas sea dominante en Bolivia, señala Roger Carvajal investigador del Servicio de Laboratorios de Diagnóstico e Investigación en Salud (Seladis) de la UMSA.

Carvajal explicó a Unitel que la variante fue detectada por el equipo de Volga Iñíguez del Instituto de Biología Molecular de la UMSA a inicios de este año por lo que sospechan que entró a Bolivia en diciembre.

“El 2 de enero se ha detectado la presencia de Ómicron, pero también de la variante Delta pero en proporciones de 40%-60% en las muestras de El Alto y de La Paz. Fueron halladas en un par de decenas de muestras”, explicó Carvajal a Unitel.

El experto explicó que estas muestras fueron procesadas con “tecnología de secuenciación validada por la red internacional de vigilancia genómica”.

PUEDES LEER: Ómicron ya circula en Bolivia, según datos del laboratorio de la UMSA de La Paz

Carvajal asegura que en este momento es imposible saber cuántos casos de Ómicron existen en el país ya que Bolivia no tiene capacidad instalada para hacer una vigilancia epidemiológica de todos los casos como sucede en otros países.

El investigador además señala que en este estudio se puede evidenciar la fuerza con la que entró esta variante ya que en muy poco tiempo fue detectada en un alto porcentaje.

“Dos variantes están circulando (en Bolivia) Delta y Ómicron que entró a finales de diciembre y está ya en 40%. Normalmente las variantes entran poco a poco, pero esta ya entró muy de súbito como está sucediendo a nivel mundial y esperamos que en las siguientes semanas supere a la Deltas”, señaló.

Comentarios