Buena Vista es una zona turística, gastronómica y sobretodo cafetalera. Su producción artesanal, el buen aroma y un sabor inigualable han hecho que el producto sea exportado.

El proceso de cosechar el café desde la planta, pasarlo por las máquinas peladoras, el tostado, hasta molerlo para que esté listo para ser preparado en máquinas especiales para el destilado.

Son 149 productores que procesan el café para llevarlo a todas partes del país y también para que salga fuera del territorio nacional.

“Compran y sale fuera del país, hemos enviado a Japón e incluso un amigo empezó a llevar a Colombia”, contó Carmen Álvarez, una cafetalera que se dedica a ese rubro desde hace 30 años.

Cada hectárea alberga 3 mil plantas de café, y produce entre 4.500 y 6.000 kilos del producto.

Ambrosio Vallejos, director de Desarrollo Productivo, explicó que los cultivos tienen certificación agroecológico, lo que tiene mercado internacional. “Es una zona cafetalera, hace más de 300 años cuando llegaron los jesuitas trajeron el grano del café y por eso cultivamos en nuestro municipio”, explicó. 





Comentarios