Sandra Ríos Villarte fue la primera profesional en salud en recibir la primera dosis de la vacuna Sputnik V en el país. Ella es funcionaria del Hospital Japonés al igual que el resto de sus colegas que recibieron una dosis, de dos que se necesitan, para garantizar su inmunización.

Entre las diez personas que recibieron las dosis figuran los médicos David Pari y Mauricio Quezada, además de las auxiliares Alejandrina Diaz, Adela Requena y Martina Zúñiga y los licenciados en enfermería Ediliana Banegas, Elena Justiniano y José Miguel Mamani.

"Me siento bendecido y privilegiado de recibir esta primera dosis. Es una luz al final del túnel", dijo el médico Quezada al momento de recibir la vacuna.


Una vez aplicada la dosis se realizó un periodo de observación 'in situ' de unos 15 minutos para identificar o descartar algún tipo de reacción alérgica a algún componente de la fórmula aplicada en el cuerpo.

Se informó que el proceso de vacunación concluye en un periodo de 21 días que es cuando la persona debe recibir una segunda dosis.


Comentarios