El fuego continúa causando daño a la flora y la fauna en la zona de Roboré, en el departamento de Santa Cruz, donde actualmente existen tres incendios que están tratando de ser controlados por brigadas de bomberos.

Los incendios comenzaron hace más de un mes, se aumentaron los focos de calor y esto está trayendo varios problemas, más allá de que las hectáreas de flora están quedando en cenizas.

Varias especies de animales están muriendo quemados, deshidratados y en algunos casos cuando tratan de escapar del fuego salen a la carretera y terminan siendo atropellados.

La población de Roboré y lugares cercanos han reportado algunos problemas a causa de la humareda, como infecciones en ojos y el organismo en general.


Desde la Gobernación enviaron, este miércoles, material para las brigadas de bomberos; medicamentos, hidratantes, entre otros.

Monitoreo

El centro de monitoreo en Roboré, donde se verifican los puntos de incendios, explicó que hay tres puntos que están siendo tratados, estos están ubicado en Tobité, Curichi y Naranjos.

Según los datos, hasta el cierre de este informe no se tenía notificación de lluvias, pero había probabilidades de que llegue una llovizna leve entre la madrugada del jueves y el viernes. 

Comentarios