La noche de este domingo se registró una pelea entre comerciantes y gendarmes del municipio cruceño que llegaron hasta la Plazuela Blacutt para realizar un operativo de control.

Los funcionarios procedieron a hacer el decomiso de los carritos que se alquilan para el paseo de adultos y niños, acción que fue rechazada por los propietarios de estos vehículos.

La pelea duró varios minutos e incluso hubo ciudadanos que estaban en el lugar, presenciando lo que pasaba, que cruzaron palabras con los gendarmes.


Comentarios