Carolina Ribera, hija de Jeanine Añez, llegó este lunes a Santa Cruz procedente desde Estados Unidos, país en el que se reunió con representantes de diferentes instituciones para exponer la situación de la exmandataria y denunciar que se ha politizado su caso.

La exmandataria cumple seis meses de detención preventiva en el penal de Miraflores, tiempo en el que su salud se ha visto deteriorada y en el que ha presentado por lo menos diez recursos legales para intentar defenderse en libertad y que han sido rechazados por la administración de justicia.

Sus abogados defensores han solicitado medidas cautelares ante la CIDH, pero el Gobierno respondió que las medidas cautelares son inadmisibles ya que la exmandataria recibe atención médica y su vida no corre peligro.

"Vamos a seguir reclamando ante la comunidad internacional, haremos más reuniones, no es que se de un desprestigio al Gobierno, sino que seguiré luchando por la vida de mi madre", dijo Ribera a su llegada a Bolivia.

PUEDES LEER: Dictamen de la CIDH sobre Jeanine Añez tendrá que ser de cumplimiento obligatorio, según jurista internacional

Dentro de las reuniones que sostuvo la hija de la exmandataria está la de José Miguel Vivanco, director de la División de las Américas de Human Rights Watch y una entrevista en el programa Cuestión de Poder, de la cadenta internacional NTN24.

"Decirle a las autoridades bolivianas que dejen de politizar el tema de mi madre, estamos hablando de un tema de humanidad, de recuperar sus derechos (...) Nos atendieron las medidas cautelares que pedimos ante la CIDH y, al Gobierno, exijo que dejen de hacer este tipo de dilataciones", apuntó.

Comentarios