La vida de Carlos Rolando Cayo cambió totalmente un 8 de junio del 2016 cuando se encontró muerta a Yobana Limachi, su expareja. Fue acusado de ser el autor intelectual del crimen y por ello fue juzgado y enviado a la cárcel de Palmasola en donde pasó los últimos cinco años. Hace unos días se demostró su inocencia y recuperó su libertad.

Carlos cuenta que debido a su encarcelamiento no pudo despedirse de su madre, quien falleció en ese tiempo sus hijos resultaron afectados psicológicamente y asegura que hay un daño irreparable.

"Han desecho mi vida, no tengo nada. Mi esposa anterior me dejó. Voy a empezar de nuevo", dijo Carlos quien aún no puede creer que ha recuperado su libertad.

Su abogado, Wilson Vilchez, cuestionó que la Fiscalía hubiera acusado a su defendido sin tener los elementos probatorios suficientes, sindicándolo solo por haber sido pareja de la víctima de quien ya estaba separado cuando ocurrió el crimen.

La falta de evidencia fue demostrada en el proceso, dijo el jurista, que resaltó que el Ministerio Público no probó ni siquiera indicios de que Carlos fuera el autor intelectual del asesinato.

Puedes leerFelcn detecta la venta de queques elaborados con marihuana en Cochabamba

Añadió que por este crimen ya hay personas sentenciadas que ahora están en la cárcel y que incluso fueron identificados seis días después de la muerte. 

"Fueron a hacer un robo y lamentablemente derivó en un homicidio. Ya está el autor material y sus cómplices sentenciados", informó Vilchez

"Me siento destrozado por haber estado tantos años preso en un penal en donde peleé por mi inocencia", dijo el hombre que hoy espera rehacer su vida y que deja en manos de su abogado un posible resarcimiento económico por lo que sufrió en los últimos cinco años.

La palabra de Carlos Cayo

"Ya estábamos separado, teníamos una amistad, yo tenía otra pareja. El Ministerio Público no fue objetivo. Me acusaron de ser autor intelectual de la muerte. Estar pasando estas pruebas me ha hecho daño. He estado sufriendo tanto tiempo, pasando tantas cosas en la cárcel", dijo el hombre en entrevista con La Revista de Unitel.

Carlos Rolando Cayo adelantó que ahora solo quiere disfrutar de su padre, sus hijos y familia y recuperar algo del tiempo que perdió estando encerrado.

A la familia de Yobana Limachi, les dijo que aún sigue sorprendido por lo que le pasó y que lamenta el fallecimiento, pero que se ha demostrado mi inocencia y ahora "la sociedad vea que nunca he cometido nada".

Comentarios