Menores al volante siendo responsables de hechos de tránsito, en donde incluso se han dado muertes, no son nuevos en el país y así queda reflejado en los archivos de medios que nuevamente salen a la luz luego de conocerse de dos accidentes en los que se tuvo a adolescentes como protagonistas.

En las últimas horas se lamentó el deceso de Sandro Montero, un comerciante de 47 años cuyo motorizado colisionó con una camioneta conducida por un adolescente en la zona del Cambódromo de la capital cruceña; en otro hecho ocurrido en El Alto, un joven estrelló una vagoneta contra una vivienda y, en su intento de escapar, terminó por arrollar a una muchacha dejándola herida.

William Montes, director de Tránsito Santa Cruz, señaló que en el caso del adolescente cruceño, primó la falta de precaución, la inexperiencia y el exceso de velocidad. Anunció que se procesará al padre por "ceder" el motorizado y que se busca establecer si el implicado tiene los 16 años cumplidos, en caso de ser así, "ya es una persona imputable".

Para el presidente de la Fundación Española para la Seguridad Vial, Luís Montoro citado por el diario ABC, hasta los 18 años no se tiene una madurez completa a nivel psicofísico en el "ámbito motriz, sensorial, cognitivo, de atención, control de impulsos, toma de decisiones y percepción del riesgo" lo que produce que la persona no esté 100 porciento preparada para estar al volante de un motorizado.

Puedes leerAccidentes provocados por menores al volante dejan un muerto y dos heridos en en El Alto y Santa Cruz

En las normas bolivianas solo los mayores de 18 años pueden acceder a una licencia de conducir previo cumplimiento de requisitos entre los que se incluye la certificación de una escuela automotriz que identifique que la persona ha vencido satisfactoriamente el curso de manejo.

Sin embargo, se ha evidenciado que menores en muchos casos sacan sin permiso las llaves de motorizados que pertenecen a sus padres resultando en ocasiones con desenlaces fatales tanto para el protagonista como para víctimas ocasionales con las que se encontraron a su paso.

Puedes leerUn menor conducía el vehículo que provocó accidente con muerte en la zona del Cambódromo

En un estudio publicado por el Insurance Institute for Highway Safety (Instituto de Seguros para la Seguridad en las Carreteras o Seguridad Vial) los adolescentes entre las edades de 16 a 19 años tienen tres veces más posibilidades que los conductores de 20 años de edad o mayores de verse implicados en un accidente.

Remarcan que la principal razón para este registro es su falta de experiencia manejando el auto, dimensionar y reaccionar de forma adecuada a las maniobras peligrosas, tales como entrar a las autopistas, voltear a la izquierda en una intersección concurrida o manejar en mal estado del tiempo.


Algunos hechos

En 2015 ocurrió un incidente en Santa Cruz en donde un menor acompañado de sus amigos, impactó el motorizado que conducía contra una vagoneta en la que se encontraban tres personas que habían llegado de vacaciones, una de ellas menor de edad, y que fallecieron el el incidente.

Otro caso ocurrió el 15 de agosto de 2018 en donde el vehículo de Marco Antonio Andrade fue colisionado por una vagoneta en la que se encontraban ocho adolescentes. El hombre falleció seis después de estar en estado de coma.

Comentarios