Causó sorpresa en la Policía cuando se sentó la denuncia. Un ciudadano de origen venezolano fue entregado a uniformados verde olivo acusado de haber robado una computadora en una institución estatal. 

El hecho ocurrió en pleno Prado paceño. Según la denuncia el hombre aprovechó la oscuridad de la noche para trepar un muro de varios metros e ingresar a un inmueble y robar una computadora portátil.

El extranjero se dio modos para burlar todas las medidas de seguridad en el inmueble; sin embargo, en su intento por escapar se refugió en el cine Monje Campero donde fue capturado por guardias de seguridad.

“Luego fue aprehendido por personal de la Policía que realizaba un patrullaje en el lugar”, señaló Roberto Almonte, de la División Propiedades de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc).

Cuando la Policía intentó tomar su declaración, el hombre decidió mantenerse en silencio y se informó que en las próximas horas será puesto ante un juez cautelar. Se investiga si cuenta con antecedentes.


Comentarios