El Ministerio Público presentó la imputación formal contra los excomandantes de las Fuerzas Armadas, Gral. Williams Kaliman y de la Policía, Gral. Yuri Calderón por los delitos de terrorismo, conspiración y sedición, investigados en el caso de la crisis política de 2019 que derivó en la renuncia de Evo Morales.

El paradero de Calderón y Kaliman es desconocido, en el caso de este último la Fiscalía ordenó su aprehensión tras incumplir las medidas cautelares en su contra. 

Los dos fueron imputados en el grado de autores "por ser con probabilidad partícipes" en los delitos denunciados.

Yuri Calderón y Williams Kaliman pidieron públicamente la renuncia de Evo Morales a la Presidencia el 10 de noviembre de 2019. Ambos aparecieron por separado sugiriendo al entonces mandatario que dé un paso al costado. 

Por este caso se emitió citación al gobernador de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, para que declare en calidad de sindicado el próximo 7 de septiembre en la ciudad de La Paz.

Calderón y Kalimán, que habían sido designados por Evo Morales, fueron removidos de su cargo poco después del ingreso de Jeanine Añez a la Presidencia en 2019.

Añez también está denunciada por este caso y por el mismo se encuentra detenida preventivamente en La Paz desde el año pasado, al igual que sus exministros Álvaro Coimbra y Rodrigo Guzmán.

 

Comentarios