La investigación desarrollada por la red Bandeirantes de Brasil sobre la red de narcotráfico Narcosur del Primer Comando Capital señala que dos de los principales capos de la droga del vecino país estarían en Bolivia. 

La investigación cita de forma concreta a Anderson Lacerda Pereira, también conocido como Gordão y a André Oliveira Macedo, quienes estarían refugiados en Bolivia, desde donde dirigirían toda la operación para el tráfico de drogas hacia Brasil y posteriormente a Europa.

Las sospechas de las autoridades del vecino país se explican porque encontraron fotografías de los dos narcotraficantes en Bolivia. 

Gordão fanático de narcos colombianos

Rodrigo Hidalgo de la red Bandeirantes señaló que la información con la que se cuenta acerca de Gordão es que fanático de los grandes capos de la droga de Colombia, pero en especial de Pablo Escobar por quien siente admiración.

“Él fue dueño de una propiedad en la región metropolitana de São Paulo, el llamo al lugar Guamuchilito, el nombre de una ciudad en México donde nació Amado Carrillo Fuentes”, señaló Hidalgo.

Carrillo Fuentes fue líder del Cartel de Juárez y utilizó su flota de aviones para traficar cocaína desde Colombia a México. 

Lo que más llamó la atención fue la admiración de Gordão hacia Pablo Escobar, incluso había creado su mini zoo en una hacienda que tenía, inspirado en el zoológico que se había construido el capo mexicano, ahora detenido en Estados Unidos.

André Oliveira Macedo

Conocido también como André do Rapper es buscado desde que salió de una cárcel en Brasil el 2020, beneficiado por una decisión de la Corte Suprema de ese país, que fue revocada horas después de que salió de la cárcel; sin embargo, desde entonces las autoridades no han vuelta tener noticias de él.

El periódico El País de España lo describía el 2020 como un hombre con una vida lujosa y de perfil empresarial, emprendedor y no violento. Ya en ese entonces se creía que era quien controlaba el tráfico de droga desde América Latina hacia Europa.

Comentarios