Una madre afligida por el llanto seguido y vómitos de su bebé decidió llevarla hasta el hospital para que reciba atención médica. La menor fue internada; sin embargo, cuando la mamá volvió a ver a su pequeña se dio cuenta que tenía una quemadura ensangrentada de uno de sus brazos.

La bebé llegó al Hospital Materno Infantil con vómitos por lo que necesitaba un suero. La madre contó que durante dos horas y media las enfermeras intentaron buscarle la vena a la menor; sin embargo, hubo un momento en el que ellas se quedaron solas con la niña.

Horas más tarde, cuando la madre volvió a ver a su pequeña y retiró unas vendas en su brazo pudo ver que estaban ensangrentadas y la niña tenía una herida importante en el brazo.

¿Qué  le han hecho a mi hija? ¿Qué le han hecho a mi hija”, gritaba la madre, sorprendida y alarmada tras ver las quemaduras.

La madre sentó una denuncia por el maltrato que sufrió su hija y el informe forense estableció 25 días de impedimento.

“No me quieren dar el nombre de las enfermeras, eran tres”, contó la madre.

Telepaís buscó  a algún vocero del hospital para conocer qué fue lo que sucedió; sin embargo, informaron que el domingo no había ningún médico que pueda brindar una versión oficial sobre lo ocurrido.



Comentarios