Dos medios brasileños de reconocida trayectoria, el diario Estado de San Pablo y la red televisiva Bandeirantes, publicaron investigaciones sobre las actividades que realizan líderes de organizaciones criminales dedicadas al narcotráfico en Bolivia. Ambos medios señalan que la banda criminal Primer Comando Capital (PCC) y su cartel ‘Narcosur’ eligieron a Santa Cruz como su escondite y lugar de operaciones para seguir dirigiendo su negocio ilegal.

Los dos medios accedieron a fotografías, videos y mensajes que fueron hallados en los teléfonos celulares incautados por la Policía al traficante Anderson Lacerda Pereira, alias 'El Gordo’, un criminal que según señala el diario Estado “sueña con ser Pablo Escobar”.

El material hallado sirvió para reconstruir la vida de lujo que tienen los líderes de este grupo criminal en Bolivia, según señalan los reportajes.

Estado asegura que la dificultad de la Policía Federal de Brasil para acceder a territorio boliviano y su ubicación central en Sudamérica "han convertido a Bolivia en el santuario de Narcosur". El diario señala que los delincuentes invierten en Bolivia en joyas, clínicas médicas, restaurantes, granjas y caminan con seguridad con sus familias en la ciudad de Santa Cruz de la Sierra.

Por su parte, Bandeirantes mostró imágenes de Anderson Lacerda Pereira llegando al aeropuerto de Viru Viru, en reuniones con supuestos traficantes en un bar. Otra imagen muestra a su hijo, que también está fugitivo, junto a Renato Bustamante Junior, pupilo de Lacerda. Renato fue preso por narcotráfico, el mes pasado, en Recife.

La nota de Bandeirantes señala que las autoridades brasileñas saben que Bolivia se convirtió en escondite de jefes del Primer Comando de la Capital (PCC).

Banderaintes asegura que estos narcotraficantes “cuentan con una red de protección que involucra a policías y militares bolivianos corruptos, cooptados por el negocio billonario de la cocaína”.




Comentarios