La Policía informó este jueves que no hay detenidos en Guarayos pese a que en días pasados hubo enfrentamientos que dejaron heridos, a las agresiones a un comandante de la Policía y la toma de rehenes a periodistas, funcionarios policiales y civiles.

No hay ningún aprehendido porque todavía no se ha hecho la intervención, se está haciendo una evaluación para ver si corresponde realizar una intervención y que sea con los parámetros para el efecto”, manifestó Edson Claure, director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen.

También te puede interesar: “No nos vamos a mover de aquí”, decía uno de los avasalladores en Guarayos antes de secuestro de periodistas y policías

La autoridad confirmó que el 23 de octubre se recibió una denuncia sobre el avasallamiento que el pasado un día antes en un propiedad y cuando se produjo la privación de la libertad de cuatro personas que trabajan en la propiedad afectada.

Se realizó el robo de objetos en esta empresa como tractores, combustible”, manifestó Claure.

Tras la denuncia, el 27 de octubre la Policía realizó una verificación de los hechos denunciados y comprobó la presencia de 70 personas con machetes y armas de fuego y para prevenir hechos de violencia, los uniformados se retiraron del lugar.

Dimos la instrucción para que retornen y promover las investigaciones como corresponden para identificar a autores”, manifestó.

Ponce informó que el mismo 27 de octubre se reportó que cuatro personas resultaron heridas por armas de fuego producto de un enfrentamiento, tres fueron internadas en un centro médico de Montero y otra en la localidad de Harderman.

“Ante estos antecedentes ya se inició una investigación por privación de libertad, tenencia, secuestro, tentativa de homicidio, lesiones graves y gravísimas”, manifestó Ponce.

A lo anterior se suma las agresiones que sufrieron el jueves por la tarde uniformados verde olivo, entre los que se encontraba el comandante de la Policía en la Chiquitania, Rolando Torrico, civiles y periodistas quienes fueron agredidos psicológica, verbal y físicamente, incluso con palos y armas.

La circunstancia fue compleja y derivó que periodistas, propietarios de predios y policías que acompañaron la delegación fueran sorprendidos y retenido por más de seis horas”, señaló Ponce.

La autoridad policial reiteró que se tiene la instrucción para aprehender a los responsables y reiteró que se está investigando y recabando información para identificar a los autores intelectuales y materiales; sin embargo, hasta este viernes por la mañana, ninguna persona ha sido aprehendida.

Se está haciendo la coordinación con el Ministerio Público para que estas acciones estén respaldadas y puedan permitir llevar a responsables ante la autoridad jurisdiccional”, señaló Claure.

Comentarios