Wilfredo Chino Salazar, el policía acusado del feminicidio de Lucy Alejandra Huanca, fue enviado a la cárcel de máxima seguridad de Chonchocoro en La Paz la tarde de este martes, tras una audiencia cautelar realizada en la ciudad de Santa Cruz.

El policía de 24 años de edad tenía al menos seis denuncias previas en su contra y según el relato de su familia mantenía amenazada constantemente a Lucy, por lo que se sospecha que los desistimientos de las denuncias fueron porque la mantenía intimidada.

El Ministerio Público acusó a Chino Salazar del delito de feminicidio, en la audiencia se mostraron los resultados de la autopsia que reveló que el cuerpo tenía múltiples fracturas en el rostro y sufrió de asfixia mecánica.
El acusado guardó silencio durante toda la audiencia descartando de esta manera un proceso abreviado. Enfrentará ahora un juicio oral por la muerte de su pareja.


PUEDES LEER: Violento, conductor ebrio y asesino, ‘prontuario’ del policía acusado de feminicidio

El policía prestaba servicio en la cárcel de Palmasola y ahora será trasladado a Chonchocoro, el penal de máxima seguridad que esta ubicado en el municipio de Viacha en el departamento de La Paz.

La madre de Lucy llegó desde la ciudad de La Paz y aseguró que desconocía la verdadera dimensión de los maltratos a los que era sometida su hija. “Me comentaban que la trataba mal, pero luego me decían que estaba bien y me quedaba tranquila. Yo le llamaba a mi hija, pero nunca contestaba”.

La mamá de la víctima anunció que pedirá la custodia de su nieta, que quedó huérfana.




Comentarios