Dos efectivos policiales fueron 'chicoteados' por comunarios de La Asunta de los Yungas de La Paz por un presunto cobro irregular de Bs 1.000 para atender un caso en la comunidad Copalani. 

Los pobladores de esta comunidad yungueña se movilizaron para exigir la devolución del dinero. Aparentemente los policías habían cobrado esta suma para trasladarse a ese lugar y atender un caso de violencia a un adulto mayor. 

“Ellos (los policías) tenían movilidad para subir, pero no ha pasado así, aquí me piden Bs 1000, tienes que abonar, pero yo he venido con Bs 500, no tenía más (dinero); incluso me ha dicho cuanto me ofertas, yo no tenía más plata”, dijo la mujer denunciante al medio yungueño FM Bolivia. 

TAMBIEN PUEDE LEER: Santa Cruz: Hombre con detención preventiva escapó de sus custodios cuando fue aun hospital

Por su parte, los policías argumentaron que no cuentan con un vehículo y que habrían pedido conseguir algún medio de transporte para trasladarse al lugar.

“Nosotros le hemos indicado a la denunciante que no tenemos algún vehículo para movilizarnos, eso le hemos dicho a la persona”, declaró el policía.

Los pobladores molestos dijeron que aplicarían justicia indígena, reprocharon que los efectivos, "que son servidores públicos y que tienen que estar al servicio de la población", hagan este tipo de cobros.

 "¡Policías corruptos! ¡Fuera de aquí! ¡Que se vayan!", gritaban los comunarios.

Como un acto de sanción, los comunarios chicotearon a dos de los efectivos.


 

Comentarios