Freddy Medrano, director de Servicio Departamental de Salud (Sedes) de Cochabamba, se refirió a la situación del pediatra boliviano que tiene acusaciones por abuso sexual y pornografía infantil en Estados Unidos y actualmente trabaja en este departamento.

La autoridad afirmó que el Sedes no ha recibido ninguna denuncia escrita en relación al tema, pero por oficio, la unidad de Servicios Médicos acudió al consultorio privado de este pediatra para entregar una citación.

Medrano informó que el consultorio se encontraba cerrado, pese a ello, se dejó la notificación para que pueda acudir este lunes y así confirmar el legal funcionamiento de este lugar.

Asimismo, el Sedes visitó el Hospital Andrés Cuschieri, de Colcapirhua, ya que también prestaría sus servicios en este lugar, donde la directora del centro confirmó que el pediatra trabaja desde hace 3 años con un ítem ministerial.

Lee también: El caso del pediatra prófugo que es acusado de abusar niños en EEUU y Bolivia

“Se la ha pedido a la directora del Hospital Cuschieri que emita un informe, también, se va solicitar a la unidad jurídica la recomendación correspondiente, y con ambos documentos se va a remitir a lo que viene ser la oficina de Enlace del Ministerio para que ellos analicen la situación y nos den la respuesta correspondiente”, indicó Medrano en una entrevista con La Revista de Unitel.

Por lo que se aguarda conocer si en las próximas horas el pediatra asiste o no a la citación del Servicio de Salud.


Según documentos de la Fiscalía del estado de California en Estados Unidos, el proceso contra el médico boliviano continúa abierto desde 2015, debido a que habría huido sin responder a los cinco cargos que había en su contra relacionados con pederastia, abuso sexual, pornografía infantil y vulneración de la privacidad.

Ahora, el médico es nuevamente investigado por un presunto caso de abuso sexual dos menores de 3 y 9 años de edad, pero esta vez en el departamento de Cochabamba.

Comentarios