Una familia que vive a proximidades del cuartel Ingavi que se encuentra en la zona de Senkata de la ciudad de El Alto, denuncia el impacto de balas perdidas contra la pared, ventana y puerta de ingreso de la vivienda donde habitan. 

Según la denuncia de la propietaria, en dos ocasiones las balas perdidas que presumiblemente habrían salido del polígono de este regimiento militar impactaron en su domicilio. La vecina teme que se reporten heridos o bajas en su familia. 

“Hemos encontrado una bala que atravesó la puerta de mi vivienda y esto es muy preocupante porque podría haber afectado a alguien de mi familia”, dijo el propietario.

Además, en otra ocasión, una bala perdida habría ingresado hasta la sala de su vivienda donde se encontraban dos niños menores quienes alertaron el hallazgo de esta munición militar. 

Estaban mis dos hijitos en mi sala donde cayó la bala y después me sorprendí cuando me dijeron que había ingresado una bala”, contó la afectada. 

TAMBIEN PUEDE LEER: Policía señala a cocaleros de levantar gases lacrimógenos y lanzarlos al interior de las casas

Según la familia afectada, el 20 de agosto del 2020, denunciaron este extremo ante el Comandante de este regimiento militar quien se habría comprometido a resarcir los daños materiales y verificar la práctica de tiro que se realiza en estos predios del Ejército. 

A menos de un año, la familia detectó nuevamente otro impacto de bala que podría haber afectado contra la humanidad de esta familia.

Los habitantes de este hogar, expresaron su preocupación y advirtieron que volverán a buscar a las autoridades de este cuartel militar para pedir una explicación.   

  


Comentarios