Los vecinos de la familia de cuatro hermanos acusados de violación a un niño de 10 años en Yapacaní fijaron un plazo de 48 horas para que se retiren del barrio. Caso contrario advierten con retirarlos a la fuerza pues los consideran "peligrosos" para la zona. 

Los integrantes de la junta vecinal se reunieron la mañana de este jueves para emitir un voto resolutivo fijando estas advertencias. 


"La base determinó que de inmediato (la familia) pueda desalojar el lugar para que los vecinos puedan tener ese descanso tranquilo, para que no estén con esa zozobra, para que no estemos con temor", dijo uno de los vecinos. 

Te puede interesar: Violaciones, atracos y droga: la historia de los hermanos que vejaron a un niño de 10 años

En el documento detallaron que también fijan un plazo de 90 días para que la familia venda el terreno que tiene en la zona y se alejen definitivamente del barrio. 

La dirigencia del barrio anunció que en los próximos días coordinarán acciones con todas las justas vecinales para exigir endurecer leyes contra delitos de violaciones y feminicidios. No descartaron movilizaciones.

Comentarios