A consecuencia de una obra paralizada, estudiantes del colegio 20 de Octubre del municipio de Sipe Sipe de Cochabamba, pasan clases presenciales al aire libre usando ladrillos como asientos y algunas maderas que son empleadas para apoyar sus cuadernos. 

Al menos 40 estudiantes de sexto de primaria de la escuela cochabambina pasan clases en precarias condiciones pese a tener una unidad educativa constituida.

Este colegio se encontraría en plena etapa de construcción, sin embargo los trabajos se encuentran paralizados por causas que aún no fueron justificadas por las autoridades de este municipio. 

“Son 40 estudiantes que están pasando clases en estas condiciones, las maderas que usan son restos de la obra, también hay sillas rotas, y los ladrillos son usados para que los estudiantes puedan sentarse”, dijo la portera del colegio. 

TAMBIEN PUEDE LEER: Arde una fábrica de colchones en la zona norte de Santa Cruz

Por su parte, una madre de familia, contó que varias mesas y sillas de otros cursos se encuentran en mal estado y por esta razón no se podría reiniciar clases.

Los padres de familia tuvieron que comprar algunas sillas y mesas con sus propios recursos, agregó

Los padres de familia de esta Unidad Educativa de Sipe Sipe, exigen a las autoridades municipales la continuidad de los trabajos paralizados en estas aulas educativas.

  ​ 


 



Comentarios