Más sectores se están sumando a la crítica por los productos del subsidio que entrega el Servicio de Desarrollo de las Empresas Públicas Productivas (Sedem), esta vez los fabriles y los maestros señalaron que no están de acuerdo a las imposiciones, con los precios y con los productos que reciben.

Desde el sector fabril, Sósimo Paniagua, señaló que la imposición de productos que no son consumidos por las beneficiarias afecta.

Leer más: El Gobierno descarta la billetera móvil que piden beneficiarias del subsidio

“Las empresas hacen entrega directa a precio de costo a la distribuidora y que ellos vendan más caro eso es un negocio que hay que tomar cartas en el asunto”, agregó Paniagua.


Por su parte, el ejecutivo del Magisterio Urbano, Osmar Cabrera, explicó que las entregas en mal estado hacen desconfiar y molesta a los beneficiarios. “Hubo entregas de productos en mal estado, productos con etiqueta que no corresponden. Solicitamos billeteras móvil para que las madres puedan escoger sus productos”.

Ambos sectores señalaron que también se debe hacer controles en la venta de los subsidios, pues en los mercados también se pilla de manera fácil y que se debe porque los productos no son utilizados por familias. 

Comentarios