Después de un velorio simbólico y cumpliendo el deseo de su madre, los hijos de Luisa Molina enterraron los restos de al cantante boliviana en el cementerio general de la ciudad de La Paz. Familiares, artistas y seguidores le dieron el último adiós la madrugada de este martes.

La gente que la quiere, que la estima pueda visitarla, así que se está haciendo la voluntad de mi madre, para todos los que quieran ir a visitarla ahí (el cementerio general) es donde ella va a descansar”, manifestó Verónica, hija de Luisa, a la red Unitel.

Por su parte, su hijo Luis Patricio expresó, con la voz quebrada, el momento tan emotivo de dar el último adiós a la folclorista.

Lee también: Zulma Yugar dio positivo a Covid y es atentida en su domicilio

En el cementerio general se recordó el gran aporte de la artista a la cultura boliviana quien vivirá en los corazones de los bolivianos, y por llevar su voz a diferentes países donde cautivó por su amor a la música.

Luisa Molina falleció a causa del Covid-19 la madrugada de este domingo en la ciudad de La Paz. El pasado 24 de mayo, la artista había comunicado en su cuenta en Facebook que había dado positivo al coronavirus y por eso suspendía un concierto que debía dar en el Teatro Municipal paceño por el Día de la Madre. En esta presentación iba a compartir escenario con Guisela Santa Cruz.

Solo un día después fue internada de emergencia en el hospital de Cotahuma, según comunicó su hija, pero no pudo recuperarse y falleció.

Comentarios