La Ley de Emergencia Sanitaria que fue promulgada este miércoles enfrenta a oficialismo y oposición. El Gobierno señala que se politizó el tema, desde Creemos reclaman que no se atendió sus observaciones y que no vulnera la Constitución.

El MAS quiere coartar el derecho a la protesta”, manifestó Henry Montero, senador de la alianza Creemos.

El legislador asegura que se realizó las observaciones a esta ley; sin embargo, no tuvieron respuesta por parte de parte del Gobierno.

Para el senador del MAS, William Torrez, la oposición ha politizado la Ley de Emergencia Sanitaria.

La salud es un tema de primera responsabilidad del Estado. Si hubo o no consenso, por su puesto, por quienes se ha consensuado a sido del gremio médico”, manifestó Torrez.

La viceministra de Salud, María Reneé Castro, califica la posición del sector salud como lamentable y señala que se atendieron todas las demandas del sector salud.

Se ha modificado la redacción bajo un acta de entendimiento no debería haber ninguna otra observación”, manifestó Castro.

La viceministra señalo que la ley aprobada es humanitaria y libera a las personas que acuden a centros de salud privados a pagar garantías exorbitantes.

Comentarios