"A 12 meses de un encierro obligado en el asilo diplomático, del alejamiento de mi familia y privado de contar con una fuente laboral, finalmente la justicia obró como corresponde", dijo Javier Zavaleta, exministro de Defensa de la última gestión de Evo Morales, a quien un juez le levantó la orden de aprehensión que había en su contra.

La exautoridad, a través de un mensaje en su blog, enfatizó en que el proceso que se le inició por terrorismo y sedición tras los hechos ocurridos entre octubre y noviembre de 2019, fue "una práctica irregular e ilegal" y que ahora, mediante una Acción de libertad, "se restablecieron mis derechos, tanto, a la presunción de inocencia; como al debido proceso".

Zavaleta recibió el asilo de parte de México y durante el último año estuvo en dependencias de su Embajada en la ciudad de La Paz. "Ante esta señal de retorno al estado de derecho, podré defenderme en libertad, como corresponde, de estas acusaciones falaces y sin asidero, porque sencillamente, soy el mas interesado en que los hechos se esclarezcan y se haga justicia", dijo.

Javier Zavaleta se convierte en el tercer exministro de Evo Morales al que se deja sin efecto su orden de aprehensión en los últimos siete días.

Primero, el pasado 25 de octubre, el juez primero de Instrucción en lo Penal de La Paz, Román Castro, determinó dejar sin efecto la orden de aprehensión contra el exministro de Justicia, Héctor Arce.

Para la noche del sábado 31 de octubre se convocó a una audiencia en la que la jueza, Claudia Castro Dorado, del juzgado 3ro, Anticorrupción y de Materia Contra la Violencia a la Mujer, levantó la orden de aprehensión que existía sobre el exministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana.

La Justicia también quitó la orden de aprehensión que pesaba sobre el exmandatario Evo Morales, líder del Movimiento al Socialismo, quien ha reiterado su intención de regresar al país, desde Argentina, una vez se realice la posesión del nuevo Gobierno que presidirá Luis Arce.