En la década de los 80, Kelly McGillis interpretó el papel de Charlie Blackwood, la instructora de vuelo que llegó a ser la novia de Maverick Mitchell, encarnado por Tom Cruise en la película Top Gun. Esta semana se estrenó una secuela de esta producción; sin embargo, la actriz que llegó a ser considerada una 'sex symbol' de la época, no ha sido tomada en cuenta y ella cuenta los motivos. 

Tras varios retrasos por la pandemia, en estos días se estrena Top Gun: Maverick, en la historia aparece Cruise, de 59 años, nuevamente en el protagónico, sin embargo McGillis ni Meg Ryan, que interpretaba a la novia de Goose, Anthony Edwards, no fueron convocadas.

La actriz, de 64 años, en una entrevista con Entertainment Tonight en 2019, señaló que los productores no se pusieron en contacto con ella y apuntó a los cánones estereotipados de Hollywood.

"Soy demasiado vieja, estoy gorda, aparento la edad que tengo y no es esto lo que se busca para la película. (...) Prefiero sentirme segura en mi piel y fiel a mi edad que valorar otras cosas".

Hace unos años, la actriz también hizo referencia a la razón por la que le habían dejado de ofrecerles papales. "Tener 43 años y no estar dispuesta a pasar por quirófano para que te cambien la cara lo hace difícil", dijo en otra entrevista.

Actualmente McGillis está apartada del mundo de Hollywood. Es profesora de arte dramático y ayuda en una clínica de rehabilitación a mujeres con adicciones, según medios internacionales.

Por su parte, el director del film, Joseph Kosinski, dijo a Entertainment Tonight, que no consideró el regreso de MacGillis ni de Ryan porque “esas no eran historias que estábamos lanzando”.

La nueva película se presenta a Maverick entrenando al hijo de Goose, interpretado por Miles Teller.

"No quería que todas las historias miraran siempre hacia atrás", explicó Kosinski. "Era importante presentar algunos personajes nuevos".

Comentarios