La carne de cerdo es el elemento clave para la cena de fin de año en la ciudad de La Paz, por lo que la venta en estas fechas se incrementa.

En la zona de la Garita de Lima, las comerciantes venden el kilo de este producto desde los Bs. 26 hasta los Bs. 30, todo dependiendo del corte.

Las ‘caseritas’ del mercado aseguran que la pandemia, como a muchos sectores, ha afectado en sus ventas, ya que muchas granjas pequeñas tuvieron que cerrar y solo las más grandes pudieron salir adelante, por lo cual el precio de esta carne se incrementó.

Pero no solo el precio del producto aumentó sino que las ventas bajaron, ya que la ciudadanía no acude a comprar la carne de cerdo en gran cantidad como otros años.

Pese a todo, las comerciantes afirman que se debe consumir este producto porque es una tradición, principalmente en el occidente del país, y de acuerdo a sus costumbres genera buena suerte.