Está comprobado que perros y gatos pueden ser buenos amigos, y en este caso, uno llegó a hacerse la burla del otro. Se trata de un video que se hizo viral en las redes sociales y en las que los internautas expresaron su cariño por ver a ambos animales.

En la imagen se ve que un perro está durmiendo en un sofá, mientras el gato está oculto lo molesta, le mueve la pata al perro hasta despertarlo y posteriormente el gato se vuelve a ocultar.

Esta acción se repite entre dos y tres veces, y el video se hizo viral en cuestión de horas. No se conoció  con exactitud dónde se realizó la cámara oculta para que el gato moleste al perro, pero ya circula en las redes sociales.


Comentarios