Shana Oakley, una tiktoker agobiada por sus migrañas, compartió la red social su experiencia tras sufrir un mal procedimiento con la aplicación de un tratamiento con botox.

La joven quedó “casi ciega” temporalmente y tuvo que usar un parche en el ojo izquierdo durante varias semanas.

@shanaoakley91 Reply to @p1x1stix #fyp #botox #ptosis ♬ original sound - shanaoakley91

El problema surgió porque hubo una falla cuando le aplicaban la inyección para el tratamiento, la tiktoker comenzó a tener una fuerte hinchazón en su párpado que comenzó a afectar a su ojo lo que ocasionó la pérdida temporal de su visión.

“A duras penas podía abrir uno de mis ojos y realmente no veía nada”, manifestó Oakley y señaló que el procedimiento lo había realizado un neurólogo.

"Pensaba que los neurólogos serían más seguros, pero no importa el nivel de formación que tengan, solo importa la frecuencia con la que inyectan a la gente, y los esteticistas lo hacen mucho más a menudo que los neurólogos", apuntó.

La mujer tardó alrededor de dos meses en recuperar la visión completa de su ojo.

Comentarios