Un hecho curioso ocurrió en Huancayo, Perú, que se hizo viral en las redes sociales, en la que aparece un perro bastante comedido, solidario y entendido con su dueña, a la que ayudó llevando una silla a su puesto de trabajo.

Esta mujer, que no está reconocida, llevaba su carro con helados, trabajo con el que se gana la vida de manera diaria. 


Mientras llegaba a un parque para vender sus productos, ella iba empujando el carro de helados y a su lado iba el perro, con un asiento en la boca, llevando el objeto.

En redes sociales mucha gente felicitó el trabajo que realiza la mujer y también felicitaron al perro, señalando que el amigo fiel demostró su cariño a su dueña y la ayudó a ganarse el pan del día. 

Comentarios